Empresarios del damero central dan vida al primer “Barrio Gastronómico” de la ciudad de Rancagua

Empresarios del damero central dan vida al primer “Barrio Gastronómico” de la ciudad de Rancagua

El proyecto se adjudicó un Fondo de Innovación para la Competitividad, otorgado por el Gobierno y el Consejo Regional y que es ampliamente apoyado por la Corporación del Libertador.

Al interior del que pretéritamente fuera el cuartel general de las fuerzas realistas encabezadas por Mariano Osorio y ahora Casa de la Cultura de Rancagua, se encontraron atrincherados un grupo de patriotas rancagüinos cuyas armas esta vez no eran cañones ni fusiles, sino que la evidencia de sus pertrechos eran exquisitos bocados, populares comidas y sofisticados brebajes y refrescos. Y es que a través de la iniciativa colectiva de crear el primer barrio gastronómico de la histórica ciudad, más de 20 empresarios se dieron cita en un inédito seminario para iniciar esta batalla, esta vez para dotar al damero central de Rancagua de una alternativa culinaria y cultural de alto vuelo y que pueda convertirse en un nuevo polo de degustación sibarita y patrimonial.

3La actividad fue encabezada por el Secretario Regional Ministerial de Gobierno Mauricio Valderrama, en representación del Intendente Regional. La autoridad relevó la importancia que este tipo de iniciativas tiene para el gobierno y de ahí su presencia para entregar su apoyo a los empresarios gastronómicos. En tanto, Alejandro Moreno, Director del Centro de Competitividad de la Universidad del Pacífico dio a conocer la importancia de la iniciativa colectiva al señalar que “este proyecto es un Fondo de Innovación para la Competitividad que es financiado por el Gobierno Regional de O’Higgins y su Consejo Regional, y el proyecto tiene por objetivo articular un barrio gastronómico, fortalecer su oferta y a su vez visibilizarla, es decir, que se concatene todo el entramado empresarial en torno a la gastronomía del centro histórico de Rancagua y ponerlo en valor en función de maximizar su demanda finalmente”.

2En relación al tiempo que llevan trabajando y cuáles son los avances que se han tenido hasta ahora, Moreno indicó que “formalmente llevamos tres meses trabajando en este proyecto pero ya data del año pasado. Empezamos con 15 empresarios a construir la marca y la imagen que es el emblema de este proyecto, la cual vamos a usar como caballito de batalla de aquí en adelante. De momento tenemos alrededor de 20 empresas, donde hay restoranes y también cafeterías. Hay todo tipo de comidas y de preparaciones que participan. Desde comida coreana, comida netamente de nuestra región, gastronomía local y también tenemos mucha comida internacional; también se han unido restoranes de sushi entre otros”. El Director del Centro de Competitividad Universidad del Pacífico agregó que “este ha sido un seminario para generar buenas prácticas de asociatividad, que es el primer paso de este proyecto, que es concatenar la oferta – mancomunarla – y luego vamos a ver algunos ejemplos de preparaciones de calidad más enfocado en el tema del producto”.

5Alejandro Moreno enfatizó en una cuestión sumamente importante cual es la necesidad de tener una ciudad con mayores estándares de seguridad, más ordenada.  “La ciudad – dijo – es un conjunto de atractivos, de unidades vecinales, de equipamiento, de infraestructura que confluye todo en este proyecto. Acá se va a armar una mesa público-privada la cual va a tener por objetivo luchar por todos los temas más de contingencia como son que no tienen luz en la noche, que no tienen estacionamientos, que no tienen seguridad; entonces la comunidad genera acá un punto en el cual se va a tener que retroalimentar con la oferta que vamos a generar de los asociados”.

4La Corporación del Desarrollo del Libertador viene impulsando y apoyando diversas iniciativas en la región de O’Higgins. Representada en la ocasión por su Vicepresidente Rodrigo Zúñiga y su ejecutivo de proyectos Carlos Cáceres; destaca ésta, por su especial importancia en cuanto al carácter turístico, patrimonial y sin duda gastronómico que puede darle a la ciudad de Rancagua un nuevo aire y un nuevo sentido en cuanto a rescatar su tradición e historia.

Por su parte el Consejero Regional Emiliano Orueta destacó el hecho que “desde que nos presentaron el FIC con este proyecto, yo vi que esto tenía muchas posibilidades de ser un exitazo. Tenemos muy buenos productos, muy buenos locales en el centro, y no sólo en el centro sino que en los alrededores y darles esa vida, darles ese movimiento a nuestro centro y nuestro centro gastronómico. Hay muchos restoranes que tienen una apuesta distinta, apuestas nuevas, diferentes que han pegado muy bien. Unirlos, generar una asociatividad entre ellos y potenciar esto como un tema turístico es importante, y lo que nos va a hacer ir de la mano también con el desarrollo enoturístico que tenemos en la zona; estamos trabajando mucho con las viñas que tenemos en la zona, potenciando las viñas de Cachapoal, unirlas a esta gastronomía que era lo necesario que veíamos dentro de las viñas. No teníamos donde llevar quizá, muchos restoranes o mucho donde elegir, a la gente que traíamos a las viñas, así es que con esto ya nos vamos potenciando, vamos armando este engranaje para dar el salto finalmente y ser una potencia turística como ciudad, como provincia, como región”.

6

En tanto el profesor y también Consejero Regional Manuel Barrera entusiasmado destacó “creo que estos proyectos FIC son importantes porque a la ciudad de Rancagua como a otras comunas de la región les falta un impulso gastronómico definido. Yo creo que con todos estos conceptos e ideas que trae la Universidad del Pacífico, ojalá que los restoranes se diversifiquen cada uno en alguno diferente, pero que ese algo diferente le pongan un sello propio, y es lo que estoy viendo: tomando una cerveza artesanal, comiendo un tipo de pizza, comida tailandesa, que eso es lo que uno busca como consumidor, la variedad. Yo conozco la mayoría de estos locales y creo que algunos les falta diversificar un poco y afinar su gastronomía, para que tengamos realmente una gastronomía de calidad y que podamos atraer turistas que es lo interesante”.

7Para el empresario gastronómico Ronald Ambiado, relató parte de la experiencia vivida al señalar que este “fue un proyecto hecho a pulso, hay mucha constancia, mucho esfuerzo y hay mucho tiempo ahí. Nos acogimos a este proyecto ya que somos como la nueva generación de restoranes que Rancagua está teniendo y por lo cual también tenemos una gran tarea y una gran responsabilidad de volver este centro gastronómico efectivamente en un barrio, hacer un circuito que efectivamente demuestre al rancagüino que en este año 2017 se están haciendo cosas entretenidas para fomentar la cultura, la gastronomía y todas las artes a través de una bohemia linda, a través de una bohemia integral donde el conjunto de todos estos restoranes podamos un poco levantar la cara tan paupérrima que está efectivamente dentro de lo que es la noche y la bohemia rancagüina. Queremos dar un sello, queremos dar una perspectiva diferente, armónica entre la comida, entre la cocktelería, entre la música en vivo, agrupaciones locales, etc. Se ha demostrado entre nosotros de que efectivamente la unión hace la fuerza. Tenemos muy buena relación entre los locatarios, los que estamos a cargo de restoranes y hemos tirado los proyectos de cada uno. Nos hemos visto en reuniones, en que efectivamente nos visitamos para saber lo que está haciendo el otro, en un modo de unirse y efectivamente ampliar la carta y la oferta gastronómica para que no sea tan monótono todo”.

Sin duda esta es una batalla que se libera desde otras trincheras y hoy, desde otro tiempo. Y es que Rancagua vive un momento crucial, no sólo para trascender en la historia, sino para convertirse en alternativa y en la capital gastronómica y patrimonial del centro sur del país.

About The Author
admin

About The Author

Articulos Relacionados